Sindicato de Minera Spence, establece nuevo precedente judicial en la defensa de los derechos de los trabajadores.

 La Corte de Apelaciones de Antofagasta emitió una sanción condenatoria en contra de la minera Spence, controlada por BHP, por vulneración de derechos fundamentales.

De acuerdo a lo informado por Ronald Salcedo, presidente del sindicato Spence, “los hechos se remontan al mes de octubre del año 2016, cuando nuestra directiva interpuso una denuncia en la Inspección del Trabajo por vulneración de los derechos fundamentales del socio Benjamín Rivera, quien vio afectada su integridad síquica y física”.

El dirigente explicó que todo sucedió en un proceso de evaluación realizada por un supervisor, quien calificó con la más baja calificación al trabajador, denigrándolo frente a sus compañeros de trabajo y sin considerar una dolencia profesional del socio. Ante esta situación, el socio Benjamín Rivera manifiesta su disconformidad e intenta sacarle una foto a su evaluación, momento en que el supervisor se ofuscó y rompió el documento de evaluación. Junto con esto intentó quitar el teléfono, forcejeando y profiriendo insultos. Además, el supervisor lo retiene en contra de su voluntad en las dependencias de la empresa en donde estaban reunidos”.

“Esa es la base de la denuncia realizada inicialmente en la Inspección del Trabajo y que ahora concluye con la ratificación por parte de la Corte Suprema y Corte de Apelaciones de los hechos denunciados por el trabajador en conjunto con la directiva del sindicato y los asesores jurídicos de nuestra organización”, precisó.

 

CRONOLOGÍA DE LA DENUNCIA

El presidente del sindicato Spence señala que “tras la denuncia realizada el 2016, la Inspección del Trabajo constata la ocurrencia de los hechos denunciados, citando a una mediación, donde la empresa no reconoce la conducta. Ante esto , la Inspección del Trabajo presenta la denuncia ante el Juzgado de Letras del Trabajo de Antofagasta y donde el Sindicato se hizo parte. La sentencia rechaza la denuncia, porque se acreditan todos los hechos denunciados, menos la existencia de la discusión y posterior violencia física del supervisor”.

“Fue así que la Inspección junto con la directiva del Sindicato presentamos un recurso ante la Corte de Apelaciones de Antofagasta , la cual revocó la sentencia, indicando que el empleador al evaluar se comportó inadecuadamente, lesionando en forma desproporcionada la psiquis, garantía consagrada en el artículo 19 N° 1 de la Constitución Política de la República, de acuerdo con el informe emitido por la ACHS, organismo que en definitiva calificó como enfermedad profesional los padecimientos del trabajador Benjamín Rivera, como consecuencia de un liderazgo disfuncional y/o menoscabo por parte de la jefatura . En razón de lo anterior, la Corte de Apelaciones, dictó sentencia de reemplazo, donde condena a la empresa por vulneración de Derechos Fundamentales”, precisó.

“No obstante, en contra de la sentencia de la Corte de Apelaciones de Antofagasta, la empresa presentó un recurso de unificación de jurisprudencia, para que sea conocido por la Corte Suprema, que en definitiva rechaza el recurso por inadmisible, quedando ejecutoriada el 6 de diciembre la sentencia de la Corte de Apelaciones”, concluyó :

SENTENCIA Y OBLIGACIONES DE MINERA SPENCE

La sentencia de reemplazo de la Corte de Apelaciones establece que Minera Spence deberá cumplir con las siguientes obligaciones:

  1. a) Presentar sus disculpas por los hechos acaecidos y que afectaron al trabajador Benjamín Rivera Villalobos.
  2. b) Adoptar las medidas tendientes a que la vulneración denunciada cese, debiendo realizar una nueva evaluación al trabajador, por una jefatura distinta a la denunciada, y en la cual pueda hacer debidamente sus descargos.
  3. c) La empresa deberá confeccionar, a su costo, un tríptico el que deberá contener información relativa a la importancia y protección legal de los derechos fundamentales de los trabajadores. Documento que deberá contener el domicilio, teléfono y página web de la Dirección del Trabajo y de sus oficinas a lo largo del país, destacando la correspondiente a la ciudad de Antofagasta, debiendo distribuirse a todos los trabajadores de la denunciada en el plazo máximo de un mes contado desde que eta sentencia quede ejecutoriada;
  4. d) La empresa deberá implementar un curso de capacitación relativo a liderazgo y tutela de derechos fundamentales de los trabajadores, al cual deberán asistir la totalidad de los mismos, incluyendo las jefaturas. Dicho curso deberá concluir con una mesa redonda en la que se trate el tema de los derechos fundamentales y el liderazgo dentro de un equipo de trabajo. Capacitación que deberá llevarse a cabo en el plazo de dos meses, contados desde que la sentencia quede ejecutoriada.
  5. e) La denunciada deberá incluir en el Reglamento Interno de Orden, Higiene y Seguridad, un capítulo relativo al proceso de evaluación de los trabajadores, el cual deberá garantizar un proceso bilateral, mediante una entrevista de retroalimentación en la que el trabajador evaluado pueda expresar sus descargos y apreciaciones respecto de la evaluación de la que está siendo objeto, dejando constancia escrita.