Los Tribunales de Justicia determinaron que Canal 13 debe pagar las rentas adeudadas a sus trabajadores por los conceptos de bono de Fiestas Patrias y Navidad; además de los reajustes del sector público desde el 2008 al 2010.

 El fallo de la Cuarta Sala de la Corte Suprema (en causa rol 11795-2011), integrada por los ministros Patricio Valdés, Gabriela Pérez, Rosa Egnem, Juan Eduardo Fuentes y Alfredo Pfeiffer (suplente), declaró inadmisible el recurso de  unificación de jurisprudencia del fallo  que había condenado a Canal 13 a pagar los bonos y reajustes a sus trabajadores, manteniendo a firme lo resuelto por el tribunal de primera instancia.

 “El legislador laboral ha señalado que constituyen requisitos de admisibilidad del recurso de unificación de jurisprudencia que deben ser controlados por esta Corte, la oportunidad del mismo (inciso primero del artículo 483-A del Código del Trabajo) y la existencia de fundamento, debiendo incluir una relación precisa y circunstanciada de las distintas interpretaciones respecto de las materias de derecho objeto de la sentencia, sostenidas en diversos fallos emanados de los Tribunales Superiores de Justicia, y acompañarse copia del o los fallos que se invocan como fundamento (inciso 2° de la disposición citada). Que las sentencias en que se apoya el arbitrio, en cuanto tratan de la calificación que hacen los jueces del fondo respecto de la jornada de trabajo de diversas clases de empleados, para los efectos del artículo 22 del Código del Trabajo, no puede contener una interpretación distinta a la sostenida en la resolución objeto del recurso, ya que, si bien razona sobre la aplicación de la señalada norma legal, lo hace teniendo en consideración una situación de hecho absolutamente distinta, con características y circunstancias únicas. Que en estas condiciones, se impone la declaración de inadmisibilidad del recurso, teniendo especialmente en cuenta para así resolverlo, el carácter excepcional que reviste el mecanismo de impugnación que se intenta, particularidad reconocida expresamente por el artículo 483 del estatuto laboral”, dice el fallo.

 En primera instancia, la jueza Rayén Durán Godoy, del Primer Juzgado de Letras del Trabajo de Santiago, había determinado que Canal 13 adeudaba las prestaciones señaladas a los trabajadores sindicalizados, ya que la entidad los percibió por ser una universidad que recibe aportes del Estado por estos conceptos.

 “Pretender seguir sosteniendo que Canal 13 es una entidad de derecho público independiente y autónoma de la Pontificia Universidad Católica de Chile, no puede prosperar, toda vez que, tal como lo ha dicho el absolvente señor Vega Rodríguez, Canal 13 es como un departamento de la Universidad, cabe mencionar que como se ha dicho por el absolvente señor Novoa, que las concesiones de televisión pertenecen a la Universidad  Católica y que Canal 13 viene siendo, de acuerdo a la ley, el medio a través del cual, la Universidad ejerce su función televisiva; además de tener presente que todos los bienes de Canal 13 son vendidos y comprados por el Rector de la Universidad Católica o por quien de él depende; también el hecho de que Canal 13 tiene muchos bienes raíces que hoy, han sido aportados a una sociedad por acciones denominada Canal 13 SPA, y que todos esos bienes han sido comprados bajo el RUT de la Universidad Católica y que fueron asignados como un patrimonio de afectación a Canal 13; y que hoy quien aparece firmando las escrituras de aporte es el Rector de la Pontificia Universidad Católica”, dice el fallo de primera instancia.

 Y agrega: “La Universidad, recibió los fondos correspondientes a todos los trabajadores beneficiarios, incluidos en las nóminas elaboradas por la misma Universidad y enviadas al Ministerio de Hacienda respecto a los periodos en que quedó circunscrita la litis, no incluyéndose a los dependientes del Canal 13, toda vez que, a juicio de las demandadas, no procedía incorporarlo a las nóminas, excluyéndolos de recibir los beneficios fiscales reclamados, por lo que la Universidad no pidió a la autoridad que corresponde los fondos destinados a los beneficios laborales, de carácter legal, única y exclusivamente respecto de los trabajadores del Canal 13.Que, el artículo 4º de la Leyes Nºs. 20.233, Nº 20.313 y Nº 20.403,  en cuanto dispone que Los aguinaldos concedidos por los artículo 2º y 3º de esta ley, en lo que se refiere a los órganos y servicios públicos centralizados serán de cargo del Fisco, y respecto de los servicios descentralizados, de las empresas señaladas expresamente en el artículo 2º y de las entidades a que se refiere el inciso 3º, serán de cargo de la propia entidad empleadora.Con todo, el Ministerio de Hacienda dispondrá la entrega a las entidades con patrimonio propio de las cantidades necesarias para pagarlos, sino pueden financiarlos en todo o en parte, con sus recursos propios, siempre que dichos recursos le sean requeridos, como máximo dentro de los dos meses posteriores al del pago del beneficio.”

 “La Pontificia Universidad Católica de Chile, deberá pagar a los trabajadores miembros del Sindicato demandante, los aguinaldos de Fiestas Patrias y de Navidad; y bono especial, de que tratan las Leyes Nº  20.233, Nº 20.313 y Nº 20.403, de acuerdo a la nómina de trabajadores exhibida en audiencia de juicio, en relación a la fecha de ingreso de cada uno de los dependientes, de toda vez que sobre él pesaba la responsabilidad de determinar los trabajadores que se incluirían en la nómina para los efectos del pago de dicho bono”.(LA SEGUNDA)