Los trabajadores contratistas del cobre (CTC) y trabajadores de plata afiliados a sus sindicatos bases de Codelco Ventana, junto a mineros de Petorca, entregaron esta mañana una carta en la Moneda dirigida al presidente Sebastián Piñera y otra en oficinas de Codelco, emplazando a las autoridades a realizar las inversiones necesarias para garantizar la producción limpia de la refinería estatal.

Los trabajadores han insistido en que solución a la contaminación no pasa por el cierre de la planta sino por el fortalecimiento y desarrollo a través de una fuerte inversión estatal, enfatizando en que “cualquier intento de cierre de Ventana será férreamente resistido por los trabajadores”.

Así lo declaro el presidente de la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) Cristian Cuevas, quien además señaló que este es un problema que no solo afecta a los trabajadores, sino a las comunidades, “nosotros no seremos pacientes ante el cierre de Ventana (…) y para esto se requiere de trabajadores consientes y movilizados en alianza con la comunidades”.

Cuervas agregó que las autoridades deben hacerse cargo, porque si se llega a producir el cierre de Ventana, serán las familias de los trabajadores los que se verán afectados. El dirigente llamoóa los trabajadores y a las comunidades para que en alianza le exijan a Codelco hacer las inversiones que se requieren para evitar el cierre de la planta.

El pasado 1 de octubre la división paralizó por completo durante la mañana, en una clara expresión de unidad y fuerza por parte de trabajadores contratistas y de planta, quienes han declarado supuestos intereses transnacionales detrás de la campaña mediática que pretende mostrar como una crisis terminal la situación de contaminación detectada en la zona y pugnan por un cierre anticipado, presionando por el no otorgamiento de la patente municipal.

Para los trabajadores no hay contradicción entre la mantención del funcionamiento de la planta y la necesidad de mejorar las condiciones ambientales, ya que ambas pasan por un fortalecimiento de la planta con la inyección de los recursos ya comprometidos, por US$ 170 millones, de los cuales sólo se han hecho efectivos 40.

Luego de la entrega de la carta en el palacio de gobierno, los mineros se dirigieron a las oficinas de Codelco para entregar otra carta, esta vez dirigida al presidente Ejecutivo de Codelco Thomas Keller, para luego manifestarse en las afueras de las oficinas centrarles de la estatal.

Finalmente los contratistas señalaron su preocupación por la decisión de cerrar áreas productivas importantes, como es la única Planta de Metales Nobles del país, en función de la reducción de debilidades medio ambientales, lo que entraría en contradicción con los anuncios realizados por la estatal de realizar inversiones en otras regiones del país y con capitales privados extranjeros. (EL CIUDADANO)