Continúan presentaciones en el Senado , por la Reforma Laboral . Gremios  insisten en una negociación por rama, toda vez que éste es un debate histórico al interior del mundo del trabajo.

La comisión de Trabajo y Previsión Social del Senado continúa recibiendo a gremios y trabajadores de las distintas ramas de la economía, escuchando las exposiciones de un total de doce organizaciones involucradas en el proyecto de ley que moderniza las relaciones laborales.

En la jornada, el debate giró en torno a la necesidad planteada por la Coordinadora Nacional Sindicatos Interempresas (CSI) y la Confederación de Sindicatos Bancarios y Afines en lo relativo a la negociación por Rama productiva, que permite a los trabajadores tener una tarifa por sus servicios, independiente de la empresa para la que trabajan. En este sentido, Luis Mesina indicó que no existen motivos para que la banca se niegue a negociar colectivamente como rama de la economía.

“Nosotros insistimos como Confederación en la necesidad, en la conveniencia de que se legisle para que se permita la negociación por rama por área de actividad, en el sistema financiero no hay razones para que no se negocie por rama, toda vez que la utilidad ha sido gigantesca”.

En este sentido, José Sandoval de la Coordinadora Nacional de Sindicatos Interempresas, evaluó positivamente la reforma en curso, en cuanto “el sindicato será el sujeto de negociación y que habrá un derecho a huelga real, como corresponde en cualquier parte del mundo y eso los tiene asustados”.

Sin embargo, estos planteamientos encontraron rechazo de parte de la Sociedad Nacional de Agricultura, que señaló que el nuevo Código del Trabajo no contempla la situación rural, por estar concentrado en las condiciones de trabajo de las ciudades.

Además, la Asociación de Bancos e Instituciones Financieras (ABIF), en voz de Segismundo Schulin-Zeuthen indicó que “dentro de una misma industria existen diversos tipos de empresas, lo que hace muy difícil establecer sueldos únicos para todo el sector”.

“El tema de los servicios mínimos, lo he dicho otras veces, la banca y el sistema de pagos debe funcionar, es básico para la economía, no podemos cortar la cadena de pagos, es básico para la economía, que no se paguen los sueldos, que no se paguen las pensiones, que no se paguen los proveedores, que la gente que tenga sus ahorros no pueda retirarlos como es el caso de Grecia”.

Por su parte, el senador socialista Juan Pablo Letelier hizo un llamado a impedir que la cultura de la desconfianza se tome la discusión, a la vez que indicó que la negociación por rama no está en el proyecto del gobierno, que se concentra en otros avances como es la titularidad sindical.

“La negociación por rama no está en el proyecto que mandó el ejecutivo, ni en lo que aprobó la cámara de diputados, por lo que es un tema que está ahí sobre la mesa. Si es o no este el proyecto donde hay que debatirlo, creo yo que el objeto hoy es lograr cosas que no existen como la titularidad sindical, fortalecer el rol de los sindicatos en los procesos de negociación colectiva, tener huelgas sin reemplazo, terminar con los grupos negociadores y establecer claramente los servicios mínimos”.

También expusieron en la instancia los gremios empresariales de la Construcción, Portuarios e Industrias Metalúrgicas y Metalmecánicas, cada quien con su contraparte laboral respectiva, lo que propició un debate en el que se evidenciaron las grandes distancias que hay entre las patronales y el mundo del trabajo.(RADIO U. DE CHILE)