El presidente del sindicato de Supervisores de Anglo, Iván Mlynarz, señaló que la decisión de terminar con el proceso nació de los propios profesionales, luego de que la empresa negara su solicitud de prórroga de los denominados buenos oficios, donde media la Dirección del Trabajo.

Anglo American informó, a través de un comunicado, que el proceso de negociación colectiva con el Sindicato de Supervisores había finalizado sin haberse hecho efectiva la huelga.

“Todas las actividades y jornadas de trabajo de los Supervisores continúan de manera normal (…) Anglo ha mantenido y mantendrá siempre abiertas las alternativas de diálogo, que permitan mejoras en las condiciones laborales de su negocio”, aseguró la compañía.

El presidente del sindicato de Supervisores de Anglo, Iván Mlynarz, señaló que la decisión de terminar con el proceso nació de los propios profesionales, luego de que la empresa negara su solicitud de prórroga de los denominados buenos oficios, donde media la Dirección del Trabajo.

Lo supervisores decidieron acogerse al artículo 369 del Código del Trabajo, que pone fin a la negociación y establece la sustitución de contratos individuales a colectivos por un lapso de 18 meses. Lo anterior, quiere decir que cualquier modificación contractual hecha en ese período debe ser realizada colectivamente y ser visada por el sindicato. Además, puede haber una nueva negociación reglada al terminar ese plazo.

Mlynarz acusó intransigencia por parte de la firma y criticó el hecho de que la firma haya aplicado la figura del reemplazo en caso de huelga el jueves, con personal propio. El dirigente detalló que hubo dos paralizaciones: una de dos horas el miércoles y otra de cuatro horas ayer.

El dirigente agregó que el actuar de la empresa va en contra de lo que se está generando en el resto de las compañías, ya que las negociaciones que se están llevando a cabo en Collahuasi y Caserones van en buen pie.

A lo que se suma la experiencia de los supervisores de Escondida, a quienes se les entregó $ 21 millones procedentes del bono por término de negociación que alcanzaron los trabajadores y $ 3,5 millones por el mismo concepto, en el proceso de negociación que ellos mismos llevaron a cabo.

El petitorio de los supervisores de Anglo incluía 20 puntos, entre los que se solicitaba un reajuste salarial de 5% y un bono de término de conflicto por $ 14 millones.

( Fuente: La Tercera )