Mientras en el año 2000 Chile se ubicaba en el quinto lugar del ranking, con un cash cost de 46 centavos la libra, en 2012 apareció en el lugar 22º, con un C1 de 172 centavos la libra.

FOTO MINERIA

El costo directo de las mineras, también llamado cash cost (C1), ha presentado importantes incrementos, los que han significado un gran dolor de cabeza para las principales mineras en Chile.

Muestra de ello es que, según datos de Codelco, las mineras locales han bajado 17 lugares en el ranking mundial de costos directos. Así, mientras en el año 2000 Chile se ubicaba en el quinto lugar del ranking, con un cash cost de 46 centavos la libra, en 2012 apareció en el lugar 22º, con un C1 de 172 centavos la libra.

Mientras tanto, en la región, México se ubicó en el segundo lugar con un cash cost de 67, 3 y Perú en el 6º lugar, con 92,3 centavos por libra.

El cash cost es utilizado para comparar los costos de producción de cobre entre las empresas de la industria. Particularmente en Chile, se ha visto afectado por los mayores costos energéticos, sin embargo, los costos laborales y la productividad también han repercutido fuerte en el C1.

Lo que viene


Esta semana Diego Hernández, presidente ejecutivo de Antofagasta Minerals, dijo que “los costos de caja promedio en la industria subirán más de un 20% durante el año”.

Ante esta situación, Hernández señaló que “las empresas debemos tener una mayor responsabilidad en el control de nuestros costos, esto requerirá una mayor austeridad y disciplina en nuestros quehaceres, incluyendo el diseño y ejecución de los proyectos”.

En tanto, Felipe Valenzuela, presidente de la Comisión de Minería del Instituto Libertad, puntualizó que en el caso de Codelco, “no se pueden gestionar los factores que explican el 58,73% del incremento del costo directo (C1)”, y agregó que “si la productividad de la dotación propia se ha mantenido relativamente estable, entonces la productividad de los servicios externalizados penaliza la productividad total”.

Lo que dice Valenzuela tiene asidero si se considera que, según cifras de la cuprera estatal y considerando la dotación total, en Codelco se pasó de producir alrededor de 55 toneladas métricas por trabajador en 2000 a cerca de 34 toneladas por persona en 2012. Si se considera sólo a la dotación de planta, la productividad se ha mantenido estable en cerca de 100 toneladas por trabajador. (DIARIO FINANCIERO)