Proyecto involucra una inversión de US$ 600 millones y pretende unir los sistemas eléctricos del Norte grande y Central.

FOTO NEGOCIO ENERGÍA

Holding local ya participa junto a los franco-belgas en la central Hornitos, y una de sus aspiraciones es ser actor relevante en el sector energía.

Siempre han dicho que Suez es un “socio natural” a la hora de analizar proyectos en este sector. De hecho, tienen participación en la central termoeléctrica Hornitos, en la que poseen el 40% de la propiedad, y el holding franco-belga tiene el restante 60%.

Es por ello que era de esperarse que el grupo encabezado por Andrónico y Jean Paul Luksic analizara la oportunidad de ingresar como inversionista en la iniciativa de Suez, que pretende unir los sistemas interconectados del Norte Grande (SING) y Central (SIC), a través de una línea que va entre las subestaciones de Cardones y Mejillones, y cuya inversión estimada asciende a unos US$ 600 millones.

Suez apostaría para que las centrales de ciclo combinado ubicadas en el SING, con GNL, abastezcan a las mineras ubicadas en la parte norte del SIC, a lo que se sumaría el eventual rol que jugaría la unidad del grupo a carbón Infraestructura Energética Mejillones, la que aún no comienza su construcción a la espera de la concreción de contratos.

Y si bien la compañía liderada en el país por Juan Clavería ha señalado que están dispuestos a ceder el 100% de la propiedad, lo cierto es que de momento el interés de los Luksic pasaría por mantenerlos como socios dado el expertise que posee la europea.

Así, en caso de concretar su ingreso al proyecto, que tendrá capacidad para transmitir 1.000 MW, el grupo local lograría aumentar su peso en el sector eléctrico, una aspiración de larga data que no habían podido alcanzar.

De hecho, trascendió que también estuvieron interesados en la hidroeléctrica Alto Maipo; sin embargo las conversaciones no prosperaron y, es más, AES Gener sigue en búsqueda de un socio inversionista.

Aún muy preliminar


Si bien ya son socios en otra iniciativa, eso no implica que estén corriendo con ventaja en esta carrera. Esto porque a los Luksic se suman otros tres grupos que también están interesados en participar de la línea, cuya extensión alcanza los 570 kilómetros. Según afirmó hace unos días el mismo Clavería a Diario Financiero, existen dos grupos extranjeros y dos locales con los que se está conversando.

Todo, claro, está pendiente del resultado que obtengan del open season que realizará la franco-belga, proceso que está llevando adelante Asset Chile y que será lanzado el 1 de julio. El cierre está previsto para fines de octubre, y recién en esa fecha se sabrá si fue exitoso o no, lo que dará el vamos para iniciar la construcción del tendido. ¿De qué depende? De que logren contratos por unos 300 MW, lo que haría que el proyecto sea viable.

Alterna versus continua


Mientras la línea de Suez va desde Cardones a Mejillones, con capacidad de 1.000 MW y es de corriente alterna, la idea que impulsa el gobierno apunta a una línea entre Cardones y Encuentro, de 1.500 MW, y los estudios contratados en el ministerio del sector se inclinan por corriente continua.

De hecho, el subsecretario de Energía, Sergio del Campo, afirmó esta semana que siguen trabajando en el texto que establece la carretera eléctrica y precisó que en los próximos días enviarán el proyecto de ley que faculta a la Comisión Nacional de Energía (CNE) para incluir la interconexión de los sistemas SING-SIC en los Estudios de Transmisión Troncal, algo que fue rechazado hace unos meses por el Panel de Expertos, y que significó un fuerte revés para el gobierno.

“El gobierno está trabajando en la elaboración del proyecto de ley. Estamos en las discusiones finales y esperamos ingresar prontamente al Congreso”, indicó.

Clavería: «Debería haber un banco central de energía»
Si existe uno que define la política monetaria, perfectamente podría haber un símil para la política energética. Así explica el delegado para Chile de GDF Suez, Juan Clavería, el planteamiento que hizo en el marco del XII Encuentro Energético Elecgas, respecto a la necesidad de crear una institución similar al Central para definir materias relacionadas con este sector y sobre las cuales no existen acuerdos.

«Cuando se ve que un gobierno convoca a un grupo de expertos y después hay otro grupo de políticos que convoca a otro segundo grupo, cuyas conclusiones son contradictorias, entonces no se llega a una solución», comentó el ejecutivo, agregando que especialmente en momentos como el actual, se hace necesario encontrar la forma de tener una sola decisión.
«Éstos son temas netamente técnicos, y hasta el momento no hay una manera de regular técnicamente esto», afirmó.

La solución, a su juicio, podría ser convocar a un conjunto de especialistas de consenso, que provengan de distintos ámbitos, para que se instaure un «grupo de hombres sabios» que vean cuál es la dirección que se debe seguir en materia energética, y que ésta se siga sin entrar en definiciones del tipo político.

«A pesar de que específicamente para este sector no hay una experiencia similar en el mundo, la idea de tener un símil al Banco Central en esta área hace sentido», explicó Clavería.(DIARIO FINANCIERO)