Minera Santa Fe presentó un proyecto de exploración en las cercanías de una mina que pertenece al grupo industrial

 Al igual que la compañía CAP, la matriz de hierro del carismático empresario Leonardo Farkas, Minera Santa Fé, puso la mira en la Región de Antofagasta para crecer en el negocio del hierro. Y lo hizo, al igual que CAP, con un proyecto llamado El Laco, el que se ubica precisamente en los alrededores de la mina del mismo nombre que la ex Compañía de Acero del Pacífico explotó durante décadas y que ahora pretende reabrir, dadas las más que buenas perspectivas del precio del hierro para los próximos años a nivel mundial.

 La semana pasada, Minera Santa Fe ingresó a tramitación ambiental el proyecto “Prospección Minera El Laco”, para explorar en propiedades de su pertenencia. La iniciativa considera la realización de dos campañas de perforación en dos sectores aledaños, denominados Cerro del Imán y Sector Pampa El Laco, ambos ubicados en San Pedro de Atacama, en las inmediaciones de la mina El Laco del grupo CAP.

 “Minera Santa Fe posee propiedades mineras en la segunda Región del país y requiere determinar en ellas la existencia de un cuerpo mineralizado de hierro, su caracterización y estimación del potencial de concentración mineral, para lo cual realizará una campaña de sondajes, los que en caso de dar resultados favorables conducirán a la ejecución de una campaña de prospección”, explicó Minera Santa Fe en su solicitud de tramitación ambiental. 

Convivencia

 ¿Podrán convivir ambas iniciativas? Desde el interior del grupo minero-siderúrgico plantean que no hay relación entre ambas iniciativas, pues son zonas distintas.

 Sin embargo, existen dudas porque el plan de la minera de Farkas sería explotar prácticamente la misma veta, lo que podría traer problemas mayores.

 Por ahora sólo existe una prospección, y en ningún caso la intención a firme de explotar ese yacimiento, lo que podría variar en caso de que finalmente la compañía descubra recursos importantes como parte de los trabajos que lleva adelante la firma de Farkas.

 Al Norte

 ¿Por qué las compañías se fijan en Antofagasta? La mina que pertenece a CAP y que operó a full capacidad hasta el año 1996, posee un gran potencial, con recursos conocidos por alrededor de 734 millones de toneladas de hierro.

 Si bien fue un negocio exitoso por décadas para la filial minera del grupo CAP -que vendía minerales de hierro a Argentina- dejó de ser rentable dados los altos costos de transporte hacia la costa pacífica, teniendo en cuenta el cambio en la orientación de CMP -en la que CAP es socia de la japonesa Mitsubishi-hacia la exportación de su mineral a Asia.

 En ese contexto, la apuesta por El Laco era cuantiosa: la reapertura de la operación tenía un costo (en 2010, cuando se evaluó por última vez) superior a los US$2.800 millones, según la versión del director Tokuro Furukawa.

 Tras la experiencia vivida por la crisis subprime -que coincidió cuando CAP lanzó una cartera de proyectos por más de US$4.000 millones para duplicar su capacidad productiva de hierro y acero y que después debió paralizar-, hoy por hoy al interior de este compañía prima la cautela a la hora de desarrollar proyectos hacia el futuro.

 Actualmente, las reservas de mineral de hierro que posee el conglomerado CAP alcanzan las 4.716 millones de toneladas, a una ley promedio de 33,4%. El Laco tiene una ley de 49,2%.

 Pulso se comunicó con Minera Santa Fe para obtener su versión, pero no obtuvo respuesta.(PULSO)